lunes, 3 de diciembre de 2007

Icy revival

¡Sigo vivo!
¡No morí en un improbable accidente patinajístico!

En realidad estuve bastante cerca de perder la vida en más de una ocasión, pero mi sorprendente habilidad, excelente equilibrio, inigualable gracia y bella apariencia, hicieron que nada malo me pasara.

Honestamente, el sábado estuvo bastante agitado.

Empezando por el despertador que me asustó a las 9 de la mañana y me hizo gritar algo sin sentido...
¿Nunca les ha pasado que están soñando con algo y de repente algo los despierta de golpe y dicen cosas que todavía tienen que ver con su sueño?
En mi caso fue "No puedo, tengo que cuidar la popa".
Después, parpadeé un par de veces, me di cuenta de lo tarado que me debía de haber visto en ese momento, puse los ojos en blanco, menté madres por levantarme temprano, me quedé como media hora más en mi cama haciendo berrinche, y después por fin me levanté.

El caso es que un amigo había quedado de pasar a mi casa como a las 10, para que lo acompañara a que jugara futbol al club libanés.
Dieron las 11 y el cabroncito no había llegado.

Por fin, con horas de retraso, ya llegó, junto con mi novia (amablemente, Rafa había pasado por ella), y de ahí pasamos por otra amiga, para ir los 4 felizmente a insurgentes a verlo jugar media hora.

Oh, cuán equivocado estaba.
En primera, no era el libanés de insurgentes, era el de av. toluca.
En segunda, no era media hora, eran 90 putos minutos.
En tercera, el partido empezó como hora y media tarde.

Me gustaría poder contarles con detalle lo que pasó en los 90 putos minutos del partido, pero la verdad es que me dormí la mayor parte del primer tiempo, y pasé casi todo el segundo tiempo comiendo Doritos Pizzerolas, así que sólo vi parte, pero el caso es que perdieron 3-0.

Ya, por fin, como a las 4, salimos del libanés, directo a San Jerónimo, pero ah, ilusos jovenzuelos, no contábamos con el tráfico.
Eran como las 4 40 cuando por fin llegamos a la pista, y me disponía a patinar hasta que mis pies sangraran; pero entonces todos decidieron que tenían muchísima hambre, y la democracia me hizo perder 3 a 1, así que estacionamos, y fuimos al Mackie D que está ahí junto.
No había lugar para sentarse (muchas gracias, niño naco que estaba teniendo su fiesta de cumpleaños), así que deambulamos un rato hasta que encontramos mesa.
Las hamburguesas sabían a calcetín, pero de todos modos me comí 3.

5 20, ¡por fin patinaría! (un poco bastante muy lleno de hamburguesas, pero meh)
De nuevo, me equivoqué, aún no sería capaz de patinar.
¿Por qué?
Porque Rafa dejó las llaves adentro del coche ^_^
Una llamada al cerrajero después, nos informaron que llegaba como en 10 minutos, que evidentemente se convirtieron como en 20.
Hice mi espera más entretenida jugando con una catarina que había en el pastito, y que ahora se llama Catalina.
5 50, 200 pesos más pobres, pero ahora sí, entramos a la pista.

En mis tiempos, la entrada costaba 35 (y lo pagaban mis papás), ahora los hijosdeputa te cobran 80 varos, esa es una hijoputada muy grande.
Me dió un poco de tristeza averigüar que los patines ya no son naranja horrendo, ahora son azul marino y están más bonitos que antes; pero al menos me dió mucho gusto ver que los letreros con el conejito en patines siguen estando en todos lados, igual de madreados que en mi adolescencia.

Ya en la pista, reviví muchas cosas que había olvidado, como lo resbaloso que es todo, y lo fríos que se te ponen los pies, y lo caro que es comprar un refresco, y lo torpe que es la gente, atravesándose en mi camino todo el tiempo, y lo molestos que son los niños, tratando de patinar en sentido contrario.
Después de como 3 vueltas, le agarré la onda y pude ir más rápido.
Ahí fue cuando saqué mi cámara y decidí grabar una vuelta. Pero nooooooo.
Dzz pensó que mi video iba a ser muy aburrido, así que me empezó a perseguir para empujarme, y que me cayera, porque así mi video sería más entretenido.
De hecho, estuve a punto de caerme 2 veces, la primera cuando Dzz me empujó en la vuelta, y la segunda, cuando una niña se me atrevesó; pero un emo me ayudó a frenar (involuntariamente).

Así pasaron alrededor de 3 horas, hasta que a todos nos dolieron los pies y decidimos partir.
Antes de poder retirarme, un señor como de 2 metros y 200 kilos (ok, tal vez estoy exagerando un poco) me tacleó, y los dos caímos al suelo en cámara lenta. Es en serio, jamás la vi venir, el cabrón me llegó por atrás (sin albur) y todo valió madres.

Pero en fin, no pasó nada grave, sólo un raspón en la espalda y un pie jodido.
Después de la pista fuimos a coyoacán a pasar el rato, pero no los aburriré con esa historia.

Bueno, sí, sí lo haré, pero otro día, porque en estos momentos, mi novia acaba de llegar a mi casa, y está dormida en mi cama, y no soy tan tonto como para desaprovechar una oportunidad así. =)

Dios nos bendiga a todos. Menos al gordo que me tacleó.



EDIT: Aquí está el video pitero.

11 comentarios:

Andrea dijo...

jajajaja estás re wey.
Pero está bueno el video.
Está bueno porque estás re wey.

Me da gusto saber que saliste vivo de tan peligrosa experiencia... ahora ya estás preparado para un reto más grande... La pista del zócalo!!

silvestre dijo...

A los gattos nos gustaría una buena, buenísima serie de fotos de ti y de quienes vayan un día a patinar al zócalo. Esta película fue diversión, ahora muéstranos a quienes no vamos a ir. ¿sale?

Ninja Peruano dijo...

Andie: No creo estar listo para semejante desafío, podría romperme la nariz.

Silvestre: Pero las películas son simplemente fotos animadas...

Peter dijo...

Mi querido esteban definitivamente loo que necesito es que vayamos a la pista del zocalo jajaj despues de semejante video yo si te llevo jajaja. Tenemos que pulir esa tecnica porque casi te rompes tu madrepero lobueno es que si sobreviviste y como buen ninja extremo ps el zocalo es el siguiente reto.

Ninja Peruano dijo...

Hey, mis reflejos ninja fueron lo que me salvaron de morir.

La malvada princesa pinguino fue la que me estaba tirando.

Si, doble sentido.

Anónimo dijo...

doble sentido... ke poca madre...
te hubiera empujado mas fuerte!!
ily!

Ninja Peruano dijo...

No me empujaste mas fuerte porque no me alcanzaste, no porque fueras buena persona jajaja.

Ily!

Anónimo dijo...

mmm si, buen punto...
pero el karma es poderoso y despues yo me cai!!
si me dolio...

Ninja Peruano dijo...

Eso fue por jugar carreritas.

Y por no aceptar a Jesús en tu corazón.

muppet dijo...

te salvo un emo

ahora tu deberas salvar uno

es la ley de intercambio, sino lo haces te convertiras en enano y trabajaras para santa durante un año

yo quiero ir a la pista del zocalo y solo dos amigas me kieren acompañar (u_u)

Ninja Peruano dijo...

Si quieres hacer 6 horas de cola, atascate, la neta a mi me da hueva