martes, 22 de junio de 2010

De ligeras decepciones

Durante varios meses (años, inclusive), estuve teniéndole miedo al momento en que terminara mi último día de clases, y tuviera que enfrentarme al mundo real.
El segundo en que cruzara la puerta de mi salón de clases por última vez, y sabría que ya iba a ser un profesionista licenciado (claro, obviando el proceso de titulación, el cual aún no hago).

Ese momento era algo que me tenía ligeramente paralizado.
Realmente tenía muy pocas ganas de terminar la escuela, porque en serio no quería convertirme en un adulto responsable.

Las personas que me conocen sabrán que pasé por una crisis existencial como pocas veces en mi vida (a menos que contemos la vez que me di cuenta de que habían descontinuado mi cereal favorito, o cancelado Heroes, o que me había quedado dormido antes de que empezara una película que quería ver)
Y ahora, todo terminó.

Ese momento llegó la semana pasada: presenté mi último examen, y firmé mi última calificación
Evidentemente me fue muy bien, porque soy lo máximo.
Pero en fin, debrayo.

Ahora por fin estoy parado en el mundo real, y permítanme decirles algo, queridos lectores imaginarios: el mundo real es altamente decepcionante.
Ni siquiera siento como que algo haya cambiado.

¿Dónde están mis responsabilidades adultas?
¿Dónde está la vida que me daba miedo?
¿Dónde están las cosas que tengo que abandonar porque ya soy responsable?
Todo sigue igual

Vaya... qué jodido. Yo esperaba que algún monstruo con varias filas de dientes me recibiera y me obligara a madurar, a cortarme el pelo, a rasurarme, y a vestirme como gente decente.

Y no; nada.

¿Acaso eso quiere decir que pasé los últimos meses de mi vida freakeandome sin motivo alguno?
Aparentemente sí.
Qué jodidamente decepcionante.

Fuck you all very much, quiero a mi maldito monstruo.

26 comentarios:

STELLA dijo...

Esperate. El primero monstruo en mi caso no fue el trabajo, sino mis padres levantando una ceja y diciendo "mijita? y ahora que piensas hacer?" cada dos dias!!!!!

Hicieron que el monstruo de las responsabilidades no se viera tan feo.

Ya no visitas mi blog, fuck you very much!!! juh!

Ninja Peruano dijo...

Tienes razón, justo hace unas horas, mis papás me preguntaron exáctamente lo mismo...

Janus dijo...

Tu espera, la vida adulta aún no ha tocado a tu puerta pero algo es seguro: lo hará. No esperes un monstruo, espera más bien algo como un vendedor de enciclopedias pero de gran tamaño, osea algo monumentalmente aburrido.

Luna dijo...

Pues yo aún no soy un adulto... me queda un año de escuela, pero mis padres ya han hecho salir al maldito monstruo, ya me mandaron a trabajar porque según ellos ya estoy grandecita... pero si sólo tengo 21 y ni siquiera me dejan pasar una noche fuera de mi casa.
:(

la jesz dijo...

Primero: muchas felicidades por que ya terminaste tu carrera, me da mucho gusto =).

Segundo: es muy pronto para que salga el monstruo, esperate un ratito y ya verás como andarás.

Tercero: Ya tengo muy abandonado este blog, snif, extraño leer tus textos.

Cuarto: te mando un saludote

Quinto: Felicidades de nuevo =)

Josie dijo...

Relax, tomalo con calma, el mounstro vendra cuando menos lo esperes. Felicidades, muy pocos logran terminar una carrera universitaria, disfruta el momento, además...trabajar no es divertido :( snif!!

Just be happy!!!!!!

Au revoir!!!

Ninja Peruano dijo...

¿Entonces el monstruo sí vendrá, de alguna forma?
¡Yay!

Mechudín dijo...

Yo un día desperté y me di cuenta de que podía hacer lo que se me hinchara el huevo... he ahí el gran monstruo.

Ninja Peruano dijo...

Suena como a un monstruo amigable.

Maralien dijo...

Oh sí! El monstruo llegará ya sea por medio de tus padres o tu nuevo trabajo o el trabajo que no llega...

Tú piensas pues qué tiene si no consigo trabajo en un mes? Y después ves que un mes es mucho mucho tiempo...

Y cuando llega el trabajo, el monstruo no desaparece, tu vas bien feliz por la vida porque ya tienes trabajo y según tú te pagan bien o al menos lo justo y luego te das cuenta de lo que le pagan a los demás...

Tienes razón, la vida es descepcionante!

Ninja Peruano dijo...

Pero creo que todavía no llego a ESAS decepciones.

allizzia dijo...

Nha, tu todavía tienes mucho tiempo. Deja que tengas mucho tiempo sin hacer nada, tus amigos se consigan otras vidas, se casen y tengan hijos (en diferente orden, obviamente). Luego cuando quieras salir todos te mandarán al carajo por sus hijos y te quedarás solo el sábado por la noche por que ese día no trabajas.

Then, la vida es cruel y te das cuenta que ya no estudias.

Yo le tengo miedo a ese monstruo.

El mecartistrónico dijo...

Sí, en la mayoría de los casos la vida resulta como dicen aquí.

Para mí el primer monstruo fue darme cuenta de que la maravilla de la universidad es que mis amigos y mis responsabilidades cohabitaban en el mismo espacio, y en mi caso, en mi primer trabajo no fue así. Dependiendo de tu trabajo podrás o no hacer amigos pronto. Pero ese creo es uno de los primeros shocks. ("shockes"? "shock's"? chokis?)

Estás advertido.

Pobre desequilibrado violento de buena actitud dijo...

Creo que el monstruo es tan grande como quieras hacerlo, también se puede presentar de diversas formas, en mi caso se presento cuando decidí estudiar diseño y mis padres no tenian para apoyarme.

Muchas felicidades ninja por haber terminado.

»»®ĶΔβẳŋ™«« dijo...

Pues... hmm...
no, no diré nada...

Kariie-Soda dijo...

O: Bueno, yo creo que madurar no significa comportarte como adulto. Muchos adultos son idiotas e inmaduros...

Igual :) Felicidadees por terminar! Ya verás como lograras dominar al mounstro tarde o temprano :D

Ninja Peruano dijo...

Anda monstruo, aparece ya.

Αποκαλιπσισ dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Ninja Peruano dijo...

Dios bendiga a Vermox y todo eso.

Lady Vendetta dijo...

si Master, si existe, es más, la prueba soy yo que no habia venido a leerte por SU culpa!! yo ando en las mismas que tu y sabes como me di cuenta de que si existe? ademas de mis padres preguntandome que demonios voy a hacer ahora, está esa tipa del fondo de cultura que me dijo que me entrevistaría para trabajar en trabajo editorial y jamas lo hizo. No has pasado a mi blog ultimamente, I miss ya! y de hecho escribi algo parecido hace unos dias

Ninja Peruano dijo...

Aww, ¿entonces buscar trabajo serio NO es la onda?
Fuck.

Cool Acid dijo...

We, yo ni he terminado mis clases y ya tengo responsabilidades de adulto responsable.
Es lo peor que me ha pasado en la vida.

kthxbye

Ninja Peruano dijo...

Eso está mucho peor, ja.

B.J. dijo...

He, q te come el coco!!!

DvD dijo...

¿Y si, en lugar del monstruo con varias filas de dientes te consigues un chihuahua? Salen mucho más económicos. Igual te puede decir que te rasures y te vistas decentemente.


Saludos

Dani Sonrisas Màgicas dijo...

jajajaja.
Ojalá todo fuera como un monstruo esperando para comerte con sus afilados dientes. Y es que ni se trata de eso, no es taaan dramatico, es simplemente aburrido.
El problema de la vida "adulta", no es trabajar, pagar cuentas o salir de la escuela.
Es más, estoy segura que el hecho de graduarte es como un rito de iniciación, así es...todos te invitan a que cumplas con todo lo que se espera de ti.
Algo así...
El problema de la vida adulta es ese, que es de "adulto" y es algo taaan sencillo que no te das ni cuenta.
Como sea, es bueno que lo tomes con gracia,y sí ojalá te llegue pronto, o que nunca te llegue.
A mí lo que ahora me resulta horrible, es que mis compañeros de la universidad me inviten a sus bodas o a sus baby showers, no tiene ni un año que salimos...
Por qué vivir tan a prisa?